miércoles, junio 29, 2022
InicioOpinionesOrlando, las gold y app

Orlando, las gold y app

Orlando Martínez partió con su microscopio en la mochila, siempre sujeto a volver. Más tarde se fue el Doctor Balaguer que lo mandó a matar, auto-inculpándose con su pérfida “página en blanco” y emanando flujos de corrupción, racismo, coloniaje y despótico.

  • El capitalismo imperialista siguió chorreando sangre y lodo sobre esta isla caribeña, y la oligarquía imitando sus fechorías y reforzando la podredumbre acumulada.

Cúpulas y Gobiernos del PRD (desdoblado luego en PRM) y del PLD (dividido en PLD-Danilo y FP-Leonel), no tardaron en contaminarse con las nocivas emanaciones del balaguerismo, EEUU y CONEP. El Profesor se fue llorando la traición.

Las fracciones de izquierdas que se subordinaron a opciones de esas derechas se derechizaron y cargaron con sus culpas y ataduras. ¡Tanto que se lo dijo Orlando!

Por aquí se quedaron los Drácula y Barnabás, el MAAG, la CIA, USAID y el FBI. El sistema de partidos se fue enfermando de gravedad. Vinieron el neoliberalismo, las privatizaciones, las GOLD y la ODEBRECHT.

Los cambios de caras y partidos derechistas dentro de esta institucionalidad electoral apoyados por una izquierda ablandada y un progresismo chueco- simplemente han reciclado, remodelado y modernizado viejas opresiones y diversas formas de corrupción e impunidad.

La democracia y soberanía intentadas en 1963 y 1965 fueron reemplazadas por la neo-colonialidad, la partidocracia y la plutocracia; esta última cada vez más preeminente y siempre cargada de vacas sagradas empresariales.

Con el “cambio” de Abinader se agregan más pactos ominosos con Comando Sur y USAID, más fideicomisos y APP, y más megamillonarios en un Estado sustentado en la Constitución balaguerista del 1966 reencarnada y modernizada en la versión leonelista del 2010; mientras, VICINI, BONETTI y comparsa se insertan directamente en el Gobierno con el afán de engullir, junto a la burguesía transnacional, lo que queda del patrimonio nacional. ¡Ni el agua, que vale más que el oro, se ha quedado fuera de su voraz agenda!

Leer esta Noticia
Peña Guaba: Leonel, el último caudillo

Este ha sido el alto costo político de obviar verdades expuestas por Orlando y confirmadas por la vida. El precio de tropezar tantas veces con la misma piedra y las funestas consecuencias de las alianzas con las derechas y el gran capital, que subordinaron, derechizaron y degradaron las izquierdas inconsecuentes y el progresismo oportunista.

Los homenajes a quien es reconocido como héroe del periodismo asumirán otra dimensión y calidad cuando el accionar transformador se apoye en sus comprobados aciertos; emprendiendo ruta y propuesta política diferentes: democracia de calle y Constituyente Soberana, que posibilite crear nuevas fuerzas, nuevos liderazgos, nueva constitución y nueva institucionalidad.

Por Narciso Isa Conde

Deja un comentario

Articulos Relacionados
- Advertisment -
Google search engine

Most Popular